Suzuki Center Madrid
Siendo uno de los cascos llegados al catálogo de la firma para el 2021, el Scorpion ADX-1 Lontano tiene un claro corte adventure pero guarda diversas cartas bajo la manga para conseguir un objetivo adicional, el de ser un casco lo más polivalente posible. Su diseño deja claro que el campo en el que mejor se desenvuelve es ese, pero conscientes de que muchos usuarios no dedican el 100% de su tiempo sobre la moto a completar ese tipo de rutas adventure, los diseñadores de la firma coreana decidieron hacer un casco que también pudiese ser utilizado en rutas por autopista e incluso en el día a día.

Para ello, el Scorpion ADX-1 Lontano combina dos factores que van directamente orientados a hacerlo un casco cómodo tanto encima de la moto como cuando nos detenemos. El primero de esos dos factores es que se trata en realidad de un casco modular que puede ser abierto accionando un simple botón que permite que el frontal se abra y se levante. Esto puede ser muy útil a la hora de los repostajes o de otras acciones cuando nos detenemos. Eso sí, es obligatorio llevarlo cerrado cuando emprendemos la marcha, ya que su homologación así lo marca.

El otro detalle que deja clara su intención de ser un casco versátil es que su visera superior puede ser desmontada si vamos a circular por vías rápidas o a velocidades superiores a las que suelen ser comunes en un uso adventure. Para ello, basta con desmontar las dos sujeciones de la visera y una vez retirada, colocar en el lugar de los anclajes las dos tapas que vienen incluidas cuando se adquiere el casco.

A la hora de valorar la construcción del ADX-1, cabe destacar que la calota está fabricada en policarbonato, existiendo dos tamaños diferentes para adaptarse mejor a las distintas tallas y seguir manteniendo un ajuste y comodidad apropiados. A  conseguir ese ajuste también contribuye el almohadillado interior Kwikwick2, cuyo tejido suave tiene tratamiento antialérgico. Sus diferentes piezas pueden ser desmontadas y lavadas, manteniéndose así la máxima higiene en todo momento. Una de las características de este acolchado interior es que permite el uso de gafas, teniendo un pequeño canal por el que se pueden introducir las patillas. En la parte inferior se encuentran el cubrebarbillas para evitar el ruido y el cierre micrométrico.

Para mantener una correcta ventilación en el interior, el ADX-1 incorpora dos grandes tomas de aire en el frontal, una en la zona de la barbilla y otra en la parte superior. Ambas cuentan con unas entradas fácilmente regulables incluso con guantes puestos y en marcha gracias a su forma y tamaño. Por su parte, la salida de aire se encuentra en la parte exterior del casco, justo bajo el pequeño spoiler trasero diseñado para canalizar mejor el flujo de aire externo durante la marcha.

Dentro del apartado que podría ser considerado como equipamiento del casco, el Scorpion ADX-1 Lontano cuenta con el visor solar Speedview con tratamiento antiempañamiento, que puede ser desplegado y retraído de manera sencilla gracias a su palanca de accionamiento situada en el lateral del casco. De la misma manera, integrado en la pantalla panorámica -que también tiene un tratamiento antiarañazos-  e instalado ya de serie se encuentra el Pinlock Maxvision, cuya misión es la de mantener la pantalla libre de condensación aunque haya humedad y frío. Su precio de venta al público oficial fijado por Scorpion es de 279,90 euros, mientras que las tallas van desde la XS hasta la XXL.